Google+ Críticas en Serie: The Missing

sábado, enero 24

The Missing

No ha sido fácil verla. Dramón elevado a la enésima potencia. Eso es 'The Missing'. En cuanto leáis el argumento pensaréis que estoy hablando de un teleplay de sobremesa, de esos hechos para hacerte sufrir. Y es que la historia es de las de tirarse de los pelos. Entré por el prota, James Nesbitt, un actor que siempre me ha gustado. La serie, tras su nominación a mejor miniserie en los Globos de Oro 2015, se ha ganado la segunda temporada.

The Missing
2014-

Voy al grano. El drama es, como decía, de los gordos: familia británica, padre, madre e hijo, pasan por un pequeño pueblo francés en plenas vacaciones. Es la noche de la final del mundial de fútbol de 2006. Tony Hughes, el padre, ha pasado la tarde con el hijo, Oliver, jugando en la piscina. Cuando van a comprar algo de beber en un bar lleno de franceses en plena efervescencia futbolera, el niño, simplemente, desaparece. Missing.

Tom.
No espoileo nada si os digo que tras ocho años el niño sigue desaparecido, ya que la historia comienza cuando Tony vuelve al pueblo francés donde vio por última vez a su hijo (que en realidad está en Bélgica, donde fue rodada la serie), con una pista bastante endeble pero que para él es más que suficiente para reabrir el caso.

La serie irá saltando en el tiempo constantemente para ir rellenando los huecos del pasado y desarrollar la trama en el presente.

Desde la desaparición del niño han cambiado muchas cosas en la vida de los protas. Para empezar, Tony ya no está con su mujer, Emily. Un drama así acaba con cualquier matrimonio. El poli que investigó en su día, Julien, ya está jubilado. El periodista que trató la noticia, Malik, ya no es un novato que empieza su carrera. Son ocho años, que no son pocos. La pista de Tony y su afán por encontrar a su hijo da cuerda a la serie durante los ocho capítulos en una historia con un final impactante, que no voy a contar ya que no quiero ser apaleado por una horda de seriéfilos vengativos (y con razón).

Además de Nesbitt ('Jekill', 'Monroe', 'The Deep', 'The Hobbit'), en la serie nos encontramos con Frances O'Connor, nominada al Globo de Oro 2015 por su papel de Emily, y a la que recordaréis de la peli 'Inteligencia Artificial' y de su participación en 'Mr Selfridge'. También veréis a Jason Flemyng ('El curioso caso de Benjamin Button', 'Lock and Stock', 'Snatch'). Comparten serie con ellos varios actores francófonos menos reconocibles, aunque alguno os sonará, como Saïd Taghmaoui ('Touch', 'La Haine').

'The Missing' es un dramón, de calidad, sí, pero un dramón, y para muchos la historia que he bosquejado es más que suficiente para no ponerse con ella. Lo entiendo. De hecho, yo empecé a verla y la dejé a mitad del primero episodio. Demasiado para mí, pensé. Tiempo después, se ve que me pilló un día raro y me la zampé. Y sobreviví, que no es poco. Pero igualmente aviso: no es apta para corazones demasiado sensibles y completamente desaconsejable para corazones duros como el titanio.

Nuevos personajes en la segunda temporada.
Habrá quien la compare con 'The Killing', y algún punto en común tienen, claro, empezando por el género (la desaparición de un menor, un caso policial, varios sospechosos), pero el punto extra de dramatismo en esta serie lo da, sobre todo, la participación de los padres en la investigación. Es mucho más emocional que otras series del género.

La segunda temporada, por lo leído, cambiará de tercio (eso que está tan de moda ahora). Será una nueva historia con personajes diferentes. En la nueva temporada, veréis a Keeley Hawes, que nos gustó tanto en 'Line of Duty', y a David Morrisey ('The Walking Dead', 'The 7.39') . Ahora, seguro que tratarán de mantener el nivel de tensión y dramatismo de la primera temporada.

En fin, si os atrevéis, avisados estáis.



(Entrada Actualizada: 13/10/2016)