Google+ Críticas en Serie: Touch

miércoles, marzo 28

Touch

Mientras los fans de Jack Bauer esperamos la vuelta del personaje en la futura película, Kiefer Sutherland estrena en la tele esta nueva serie, obra de Tim Kring, el creador de la suicidada 'Heroes', con un comienzo potente aunque con un argumento que puede llegar a ser repetitivo si no le buscan una trama continuada que enganche a los espectadores. La serie fue cancelada tras la emisión de su segunda temporada.

Touch
2012-2013

Jake es un niño autista (o lo parece) que vive con su padre, Martin Bohm, un experiodista que ahora trabaja en el aeropuerto en el departamento de equipajes. Vive para su hijo, que ya no tiene madre. Han sido diez años de convivencia solos los dos, en una relación sin apenas comunicación. El niño está en su mundo. Ni siquiera se le puede tocar sin que se le crucen los cables. Pero lo que le pasa a Jake es algo más increíble que un simple autismo. El niño ve algo que los demás no ven: es como el ordenador de 'Person of Interest' sumado a la visión total que alcanza Neo cuando se hace uno con Matrix y con las habilidades comunicativas de un cactus. Y su padre es el único que medio lo comprende.

Junto a Martin, interpretado por Sutherland, y a Jake, que encarna David Mazouz nos encontramos con dos secundarios: la chica de la historia, Clea, interpretada por Gugu Mbatha, y que es la agente de los servicios sociales encargada del caso de Jake, y que vimos en la frustrada 'Undercovers' y antes en 'Spooks'; y al mítico Danny Glover ('Arma Letal 1, 2, 3 y 4', 'Maverick', 'Depredador 2'), que aquí hace un de un freaky, Arthur Teller, entendido en casos como el de Jake.

El piloto fue un capítulo impresionante que dejó a la gente con ganas de más aunque a muchos nos pareció que si no hay algo más detrás podría dar lugar a una serie repetitiva de esas que van perdiendo el encanto inicial y se diluyen en capítulos de estructura similar, finales felices y poco más. La relación padre-hijo, la misión de Martin que se vuelca en seguir las señales que va dejando Jake para ayudarle a hacer encajar las piezas del puzle cósmico que el niño ve fuera de su sitio, puede tener gracia para un par o tres de capítulos, pero puede llegar a aburrir mucho. Como me comentaba una amiga, puede parecerse a 'Autopista hacia el cielo', más críptica, añado yo, y sin ángeles, pero con ese halo de "vamos a hacer el bien siguiendo a este profecta mudo". En pocas palabras, se puede quedar en una serie ñoña de tramas interconectadas más o menos resultonas.

Tendremos tiempo de ver cuál es su evolución y de comentarla en el blog. Por supuesto, volveré a matizar y completar la entrada conforme veamos los pasos que da 'Touch', si gana o pierde chicha.

La vuelta de Sutherland a la tele después de '24' y de su webserie 'The Confession' era muy esperada, sobre todo por los fans de Jack Bauer, pero claro, obviamente no iba a ser lo mismo. El cambio de registro es total. El actor no ha podido hacer un cambio de personaje más radical. Bauer se nos ha reblandecido, lo han llenado de azúcar y le han puesto una guinda encima. Ha pasado del género de acción violenta, del ojo por ojo y el dispara antes de preguntar al género del drama-pastelón de sobremesa casi sin pestañear. Y eso se le alaba, claro, que seguro que no habrá sido fácil. Espero que le vaya bien con el personaje y que pronto podamos ver la prometida película o miniserie, colofón de su mítica serie.

(Entrada Actualizada: 11-05-2013.)