Google+ Críticas en Serie: V

jueves, noviembre 19

V

Sí, 'V', la mítica serie volvió a la tele, aunque su vuelo fue breve y accidentado. Vino con sus naves, sus malvados lagartos vestidos de humano, su resistencia y sus visitantes humanófilos. Y lo hizo con ganas de actualizar una buena idea con los medios y actores de hoy, como se hizo en su día con Galáctica (con gran acierto, por cierto). Lo que sucedió es que tras una primera temporada al borde de la cancelación recibió el premio de una segunda, y fue la última.

V
2009-2011

'V' vino de manos de quien la creó en los 80s, Kenneth Johnson, productor de series como 'Alien Nación', 'El hombre de los seis millones de dólares' o 'El increíble Hulk' y que retomó su idea para intentar darle otra vuelta de tuerca más.

Para el remake reunió un reparto de actores y actrices conocidos, unos más que otros, del mundillo de las series de televisión. En el lado terrícola, la protagonista femenina es Erica (Elisabeth Mitchell), la Juliet de 'Lost', quien acompañada por el padre Jack, interpretado por Joel Gretsch ('4400'), será quien encabezará la Resistencia. Otro posible "resistente" es el presentador de televisión Chad Decker, interpretado por Scott Wolf ('Everwood').

En el lado visitante (esto parece un partido de fútbol) aparece como líder Anna (en lugar de la antigua Diana... qué tiempos), interpretada por Morena Baccarin (una ex 'Firefly' y futura 'Homeland'). También es conocida la actriz que hace de la visitante jovenzuela Lisa, Laura Vandervoort, que os puede sonar por ser la niñera kriptoniana de Kal-El en 'Smallville', y el visitante encubierto Dale, al que da rostro Alan Tudyk ('Dollhouse').

Desde el primer capítulo, la serie muestra cuáles van a ser los bandos y sus matices. Esto es algo que en la serie original va surgiendo poco a poco pero que aquí estaría de más dilatar ya que muchos de los espectadores ya saben quién es quién. Cierto es que los nombres y protagonistas cambian en este remake y suponemos que también lo hará la trama principal de la serie, pero todos sabemos que los visitantes son malos, que entre ellos los hay prohumanos, y que los humanos se resistirán aunque algunos de ellos se plieguen al encanto alienígena de los comerratones del espacio. Por esta razón desde el principio se nos hace saber que hay visitantes que están del lado de los humanos, como Ryan, encarnado por Morris Chesnut.

En el primer capítulo se planteó muy bien la historia, los personajes y sus afiliaciones, y en el segundo empezó a desarrollarse la inevitable dinámica Visitantes Vs. Resistencia. También plantearon la idea de que los visitantes estaban en el planeta desde antes de la llegada "oficial", con lo que nos encontramos con que no sabemos realmente quién es humano y quién no. Esta tensión adicional podría haber dado mucho juego y añadir suspense a la acción. Pero la audiencia no dio su visto bueno.

La serie se ganó la segunda temporada tras "vencer" a 'FlashForward' en la guerra de las audiencias y prometió cambios que fácilmente podrían haber ayudado a levantar sus cifras. El primero, que ficharon a la actriz que en la serie original fue Diana, Jane Badler, y que aquí hace de madre de Anna. También presentaron fugazmente a otro ex 'V' de 1983 para darle peso a una hipotética tercera temporada: Marc Singer, el mítico Mike Donovan. Pero fue inútil.

La segunda temporada, aunque mejoró notablemente de la mitad hacia adelante, no pudo recuperar la audiencia perdida y se quedó sin renovación para una tercera. El final, aviso a navegantes, quedó sin cerrar.




V
1983-85

Como sabemos, esta idea fue desarrollada en los 80s en la miniserie del mismo nombre, 'V' (y digo "mini" porque tuvo tan sólo 24 entregas entre 'V' y 'V, la batalla final'). Según su creador, se inspiró en la novela 'No puede suceder aquí' (1935) del autor Sinclair Lewis.

Según cuenta el propio Kenneth Johnson, en un principio fue concebida como un programa que trataría del ascenso al poder de un movimiento estilo nazi en los Estados Unidos. La NBC no estaba interesada en esa idea pero como quería aprovechar la explosión publicitaria de la reciente trilogía de la 'Guerra de las Galaxias' pidió a Johnson incluyera extraterrestres en el guion. La historia permaneció como una alegoría del tema nazi (recordad el símbolo de los visitantes, que claramente recuerda a la esvástica).

Además de los actores mencionados anteriormente, todos recordaréis al visitante entrañable, Willie, interpretado por el mítico Robert Englund, más conocido por su Freddy Krueger en la saga 'Pesadilla en Elm Street'.


(Entrada Actualizada: 07/03/13.)