Google+ Críticas en Serie: The Shield

domingo, julio 19

The Shield

La series de policías corren el peligro de convertirse en algo ya hecho. Es complicado hacer una sin que suene a lo mismo de siempre. En lo que llevamos de siglo, sólo tres han conseguido convertirse en series memorables, series que han aportado algo distinto al género. La primera, sobre todas y con diferencia, 'The Wire', ya vista en este blog. La segunda, de la que hablamos en esta entrada es 'The Shield'. La tercera, que también tiene su lugar en este blog es 'Southland'.

The Shield
2002-2008

La tradición cinematográfica dice: los polis son los buenos, los criminales los malos. En series como ésta, este maniqueísmo clásico se diluye en una amplia gama de grises. Sobre todo cuando hablamos de polis. En 'The Shield', comparten protagonismo policías honestos, legales, con otros a los que les cuesta poco saltarse las normas si con ello atrapan al malo y de paso se llevan algo de dinero extra.

Vic Mackey.
En esta serie no es difícil ver al policía que para evitar que se vendan drogas en colegios es capaz de pactar con los traficantes y protegerlos (y de paso llevarse algo más de dinero extra). Pero no se queda en eso. La vida personal de los personajes está siempre presente, sus dilemas morales, sus dudas profesionales. Cada uno defiende con sus actos los principios en los que cree, que son parecidos en el fondo pero que acaban expresándose de muy diferente forma. Para algunos, el fin justifica los medios (al estilo Jack Bauer). Para otros, siempre hay que ir con la ley por delante. Y entre los dos los hay que dudan y no saben muy bien por dónde tirar.

Sus creadores, Shawn Ryan y Kurt Sutter, tras la serie han seguido caminos muy distintos, pero se nota que en 'The Shield', en mi modesta opinión, tenía más peso el estilo de Sutter. Ryan han firmado series como 'Angel', 'The Chicago Code', 'Last Resort', 'The Unit', 'Terriers' o 'Lie to Me'. Sutter ha firmado muchas menos series pero con un mejor resultado: es el padre de 'Son of Anarchy', adonde se llevó a más de un actor de 'The Shield'.

En esta serie nos encontramos al frente de la comisaría (ficticia) a un latino, el capitán Aceveda, interpretado por Benito Martínez, que está dispuesto a casi todo por llegar a ganar unas elecciones al ayuntamiento de Los Ángeles, y que se encuentra con un posible grupo de policías corruptos, un equipo de asalto creado para enfrentarse a las bandas callejeras del barrio con sus propias reglas.

El equipo de asalto está liderado por el detective Vic Mackey, encarnado por el actor Michael Chicklis ('No Ordinary Family', 'Vegas'). Este actor (y su personaje, claro) es el que tiene mayor peso a lo largo de la serie, lo que le ha llevado a ganar un Emmy, un Globo de Oro para él y otro para la serie.

En el grupo de Mackey nos encontraremos con otro gran personaje, Shane Vendrell, cuyo actor, Walton Goggins, se hizo con otro más grande aun, Boyd Crowder, en 'Justified'. Enfrente tiene a dos compañeros, los detectives Claudette Wyms (CCH Punder) y Holland Wagenbach (Jay Karnes), que intentan seguir hacer su trabajo sin atajos. En la cuarta temporada aparece Glenn Close, que estuvo nominada al Globo de Oro por su papel de capitana Monica Rawling, y también pudimos disfrutar del personaje de Forest Whitaker, que llega para buscar culpables hasta debajo de las alfombras.

El realismo en la series de televisión, y sobre todo en las de este género, ha servido no sólo para poner en marcha buenas historias y lanzar a muy buenos actores, sino para realizar una crítica social constante y sin aparente censura. Si ya en 'The Wire' vimos que no dejan títere con cabeza, en 'The Shield' os aseguro que tampoco se quedan cortos.

En fin, una serie imprescindible para los aficionados al género (y para los que no lo son tanto).

 

(Entrada Actualizada: 22/07/2016.)